Slowdive aún lo tienen. No parecía tarea fácil para los de Reading regresar tras 22 años de silencio discográfico y entregar un trabajo a la altura de su sobresaliente trilogía noventera, pero lo han vuelto a hacer. A priori tampoco era de recibo desconfiar de ellos. Desde que Slowdive quedase en suspenso, Neil Halstead en solitario sólo ha publicado maravillas, junto a Rachel Goswell en Mojave 3 tampoco han errado un solo tiro y la propia Goswell, sin ir muy lejos, participaba la temporada pasada en el más que recomendable debut de Minor Victories. El retorno a los escenarios de Slowdive y su directo sólo presagiaba de lo bueno, lo mejor. Conciertos de una belleza abrumadora en los que el sonido brilla con luz propia y donde la esencia pop de los británicos te abraza hasta derretirte.

Slowdive regresan, tras 22 años de silencio discográfico, con un pildorazo delicioso. Viejos y nuevos fantasmas vuelven a encontrarse y se reconcilian en torno a una belleza ensoñadora.

La nostalgia ya no es lo que era pero parece saturarlo todo. Vivimos en los tiempos en los que vuelven Twin Peaks o Expediente X, se hacen secuelas de Trainspotting, Star Wars o Blade Runner, lo peta Stranger Things. Regresaron 091, Surfin’ Bichos o los Replacements. Por volver, están volviendo hasta las casetes y los teléfonos portátiles Nokia. Joder, hasta han hecho una película sobre los Vigilantes de la Playa. Maldita sea, incluso Duff, y el más difícil todavía, Slash y Axl, comparten escenario como Guns N’ Roses. Inmersos en este eterno retorno que parece empeñado en revivir juventudes, no está de más ser algo precavidos con las traviesas expectativas. Más aún teniendo presente aquello que decía, precisamente, Sick Boy sobre que: “todos envejecemos, dejamos de molar y morimos”, y , especialmente, con algún precedente fresquito como los nuevos trabajos de los Pixies que “no están mal, pero tampoco están de puta madre ¿verdad?. Y en tu fuero interno sabes más o menos que aunque no suene mal, en realidad (…)”. Bueno, ya me entendéis y si no le pegáis un orejazo al fallido disco de regreso de los Jesus & Mary Chain que ahí no hay pérdida.

Slowdive, de alguna forma, no han caído en eso, al menos no de lleno. En el nuevo disco hay, inevitablemente, algo de nostalgia, es el signo de los tiempos supongo… pero hay aún más de evolución, de paso lógico desde donde venían y hacia donde van. De forma completamente natural, se abrazan el acercamiento al ambient capaz de dibujar paisajes de su anterior referencia, Pygmalion (1995), y la ensoñadora esencia pop que impregnaba aquella obra maestra que era Souvlaki (1993). No se trata de un ejercicio de revival de sonoridades y emociones, es la madurez de entender quién y qué se es y mostrarse con sinceridad y sensatez. ¿Qué no? Escúchate Sugar for the Pill  y si no te transmite todo esto, como poco, percibirás un mundo mejor y más bello. Vivirás un mágico sueño de sólo cuatro minutos y medio de duración pero de poso mucho más hondo. Buah, el bajo de Sugar, buah, todo de Sugar… Si no te vienes arriba con esta canción, apaga y a otra cosa.

Slowdive

La mentada Sugar for the Pill forma junto a Don’t Know WhyEveryone Knows, No Longer Making Time y Go Get It, los hipnóticos pilares que no sólo sustentan y dan empaque a la obra, también son fuentes de puro placer. Un disco fresco, delicioso y que puede mirar sin arrugarse a las obras de juventud de la banda. Todo funciona, todo encaja. Perfecto equilibrio entre calma y tempestad y un emocionante viaje con un broche inmejorable: Falling Ashes.

Cuando parecía, imagino que sólo en mentes perturbadas donde estos enfrentamientos siguen teniendo lugar, que Beach House o Daughter se disputaban el ficticio trono del dream pop actual, regresan sus legítimos reyes. Larga vida a la familia Slowdive.

SlowdiveSugar for the Pill

Med Vega 

Slowdive - Slowdive (2017)
4.6Nota Final

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies