Mark Kozelek (Red House Painters, Sun Kil Moon) y Justin Broadrick (Godflesh, Jesu) hacen curiosa pandilla para perpetrar un disco bien especial: Jesu/Sun Kil Moon. Las personales historias del día a día de Kozelek encuentran en esta encarnación un  traje a medida forjado en cemento y metal.

Jesu/Sun Kil Moon. Muros de hormigón armado de carne y hueso.

¿Saben de ese amigo genial pelín avinagrado, algo retorcido, colmado de ingenio y ocurrencias, culo inquieto (…) que estás tan convencido que te va a venir con una historia tan difícil de creer que ya no te sorprende haga lo que haga? Mark Kozelek fácil podría ser ese diablo. Discos de villancicos, de versiones improbables, participaciones en películas de lo más variopintas, broncas con su público, broncas con periodistas, broncas con War on Drugs, colaboraciones con Mike Patton o una banda británica de drone doom metal… No hay giro imposible para el de Ohio y mientras siga despachando discos de tan bella factura como acostumbra que siga haciendo lo que le plazca.

La colaboración Sun Kil Moon / Jesu no es tan sorprendente porque ambos llevaban un tiempo dejándose querer, haciéndose cariñitos. Kozelek ya versionó Like Rats de Godflesh en su disco de covers de 2014. El tema que abría Universal Themes (The Possum) mencionaba directamente al propio Broadrick y a sus Godflesh y el sello de Kozelek (Caldo Verde) ha publicado un par de referencias de Jesu. Tampoco sorprende que mundos tan aparentemente diferenciados casen tan bien ni que el resultado sea tan redondo teniendo en cuenta el nivel de inspiración en el que se encuentra nuestro vinagres favorito… ¿O sí?.

portada jesu sun kil moon

Abre la veda Good Morning My Love. Jesu levanta un muro de guitarras abrasadoras mientras Kozelek y su profunda voz vagan serenamente en torno al significado de rekindleWhat does rekindle mean?” o escupe con furia mil y una referencias ya sea a una de sus pasiones, el boxeo, o sobre el último documental que ha visto. Como en sus últimos trabajos discográficos, aquí las letras de Kozelek son una radiografía de su día a día. Sus canciones parecen páginas arrancadas de su diario. Más novelista que poeta, la carga autobiográfica de su obra viene siendo tal que podríamos decir que es el Harvey Pekar del rock alternativo. No es necesario leer entrevistas o seguirle en twitter (en el caso de que gaste de eso) para saber en qué anda. Kozelek pone todo en sus textos. Su vida amorosa, las muertes que le rodean, su participación en La Giovinezza de Paolo Sorrentino (La Grande Bellezza), que Pitchfork le encasquetó un 6 a Universal Themes, lo que come, donde viaja, su amor por Cat Stevens o por las canciones de Neil Young, conciertos de James Blake… Kozelek nos va a contar todo y más. ¡Hasta se pone a leer un par de cartas/emails recibidos por fans suyos! Fans que reciben crédito como letristas cabe decir.

Los muros se hacen más densos en Carondelet. Calma y tempestad, furia y belleza totalmente hermanadas. De belleza y luz va empapada A Song of Shadows. Guitarras enmarañadas, un sinte repetitivo y psicótico y un Kozelek que se desata rabioso declarando su amor por su musa y bella princesa Caroline. Imagina un mundo sin ella y lo desprecia sin contemplaciones. Last Night I Rocked the Room Lile Elvis and Had Them Laughing Like Richard Pryor. Menudos cachondos. Vaya pasada de título. Dan un respiro a las pesadas y monolíticas guitarras pero Kozelek se sigue abriendo en canal. Fragile y Father’s Day están completamente contaminadas de la sensibilidad de Mark, tanto que parece haberse llevado la obra a su terreno. Justo cuando la serenidad parece absorberte Sally impacta sin tomar rehenes. Purito Ambient Doom MetalAmerica’s Most Wanted Mark Kozelek and John Dillinger, otro título divertido que es literalmente una recopilación de lo acontecido al bueno de Kozelek durante los últimos días hasta que decidió plasmarlo en canción… “and that’s an account of my last few days“.

Antes de cerrar un total de  80 hipnóticos minutos con la ensoñadora coda que supone Beautiful You se nos agarra al alma Exodus. Una oda a los padres que han sufrido la más terrible de las tragedias. La pérdida de un hijo. Una descarnada y solemne reflexión inspirada en el infierno en vida que azota a Nick Cave y su familia desde el lamentable accidente que supuso la muerte de Arthur. De este fatal punto de partida van brotando nombres de familiares, conocidos y allegados que han perdido hijos, desde Mike Tyson a los padres de su ex-novia Katy. A todos ellos Mark trata de mandar su amor. En esta canción encontramos voces de Alan Sparhawk & Mimi Parker (Low) y de Rachel Goswell (Slowdive) acompañando al de Ohio. En un disco por el que también pasan Will Oldham, el habitual Steve Shelley (Sonic Youth, Howe Gelb…) o Isaac Brock (Modest Mouse).

Al igual que Nick Cave es muy Nick Cave. Kozelek es muy Kozelek y una vez más se nos muestra tal y como es. Con todo. En carne y hueso, por muy revestido en cemento y metal que se nos aparezca en este Jesu/ Sun Kil Moon.

Med Vega.

Jesu/Sun Kil Moon
4.6Nota Final

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies