Recuperamos este extracto, aparecido en diciembre de 2000, en nuestro querido y extinto fanzine SERIE B, ahora que se reeditan los dos primeros álbumes de Wilco. Lo firma, cómo no, Antonio Groovieland Jimeno.

A.M. debe por igual a insignes perdedores como Skip Spence o Alex Chilton.

Su primer trabajo titulado, “A.M.” (1995), como sugiere esa radio antigua que conforma la portada, una colección de música americana donde se dispara certeramente a un montón de estilos, destacando por una parte la conexión Replacements, ejercicios pop tan bien resueltos que se diría que constituyen un estilo propio (“I must be high”,  “Box full of letters”, “Should’ve be in love”), y por otra las evidentes reminiscencias vaqueras adornadas como se debe, con banjos y slides (“l thought I held you”, “That’s not the issue”) y como tercer pilar la parte final del disco que debe por igual a insignes perdedores como Skip Spence o Alex Chilton.

Incluso por un tema se sienten los Rolling Stones de “Sticky Fingers” (o los Little Feat de Sailin’ Shoes) y se marcan un honky-tonk vibrante que homenajea al género hasta en el titulo: “Casino Queen”.

Después de A.M la banda pasa varios meses en la carretera y en 1997 publican la obra que les va a dar fama, reconocimiento y notoriedad “Being There”.

Por cierto, el titulo se atribuyó desde alguna publicación que era debido a la fijación de Tweedy por una película de Peter Sellers, Jeff no tardó en desmentirlo.

Ilustración Wilco

Being There es un alegato a la dignidad de una música que se niega a desaparecer

Considerado por muchos como uno de los discos rock de la década, es un enorme tributo al rock and roll del que Tweedy dice sentirse orgulloso. “Being There” (1996) vale más por lo que representa que por lo que ofrece. Es un alegato a la dignidad de una música que se niega a desaparecer, un trabajo que demuestra que la pasión es mucho más útil e importante que la experimentación.

En sus dos discos (lo que le emparenta con joyas como “Blonde on Blonde”, “Exile on main street”, o “Daydream Nation”) hace un recorrido por la mejor música americana del siglo (alguna publicación lo ha comparado a una casette de 90 minutos donde se alternan todos los estilos posibles) y para mí es junto al dúo “Tomorrow green grass-Sound of lies” de Jayhawks los termómetros que miden el pulso de la música country de los 90’s, muy, muy lejos, afortunadamente de tanta hojarasca gris como ha dado el género.

Y si hay portadas que son clarificadoras, la de “Being there” es una de ellas. Tiene que haber mucho amor por el rock para que en la portada de un grupo semidesconocido planee la imagen del mástil de una guitarra sobre un tono amarillo (mientras que en contraportada lo hace un piano) y no otra para darse promoción con todo lo que estaba cayendo (persecución del rock, glorificación del tecno y las nuevas tecnologías, vestimentas cibernéticas y plena explosión de drum-trip-hop-jungle-megaportishead-moschino-yeah).

“Being There”, grabado en Chicago en el 96, es un trabajo que ama por igual la tradición rock de guitarras que la enorme sensibilidad que le aporta la instrumentación más clásica (piano omnipresente, mandolina, dobro, violín, etc). Con dos partes claramente diferenciadas, una donde la guitarra se hace dueña y otro donde el piano lo es todo, está perfectamente arreglado, donde cualquier efecto, por sencillo que sea, se convierte en mágico y es lo suficientemente extenso para recoger todo el talento de que dispone la banda. Una obra mayor, atemporal, a la que recurrir en todo momento y a la que si hay algo que objetar es la menor proporción de temas que hagan mover el cuerpo frente a los reflexivos y la imperfecta distribución de los temas en el disco para darle mayor compacidad y equilibrio.

Being There es una obra mayor, atemporal, a la que recurrir en todo momento

En una obra como esta desgranar los temas es tarea banal y complicada, pero como vademécum de la música americana de este siglo hay de todo: baladas que transmiten sosiego o desazón con gran dosis de parafernalia country (“Far far away”, “Forget the flowers”, “Red-eye and blue”), rocanrolitos llenos de metales que incitar a mover los pies (“Monday”, el single “Outtaside”), canciones para amarlas durante años (“Say you miss me”, “The lonely 1”), ecos de la Sun Records como homenaje a los grandes de los 50’s (“Someday soon”, “Someone else’s song”), alegatos de rock and roll conteniendo letras de Peter Laughner en “Misunderstood”, clónicos Replacements para no variar (“I got you”) y para finalizar un perfecto fin de fiesta, un desbarre honkytonk, con la banda echando chispas y la voz de Tweedy más punk que nunca (“Dreamer in my dreams”).

(Este artículo aparece en el libro “13 años de rock’n’roll y papel fotocopiado”)

¡Ah! Se me olvidaba, para los que los señalen con el dedo por su involucionismo musical y su estrechez de miras, Wilco certifican estar a la última señalando en el disco su correo electrónico ( wilcobaby@aol.com) y su página web (www.repriserec.com/wilco). ¡¡¡¡Modernos, que sois unos modernos!!!!!

Con Wilco en el buen camino, tanto comercial como en el plano artístico, siendo vituperados hasta por Santi Segurola en El Larguero de la cadena Ser, Tweedy se dedica a colaborar con personajes afines tanto en Golden Smog (con componentes de Jayhawks) como en los dos volúmenes (el último ya editado en el 2000 y del que sólo conozco por referencias) dedicados a Woody Guthrie junto al inglés Billy Bragg. Sobra decir que tanto en los trabajos con Golden Smog como con Bragg los resultados son espléndidos (el primero dedicado a Guthrie, ya apareció en varios tabloides dentro de las poco fiables pero orientativas, listas de mejores del año). Más country rock los primeros y por lógica más folkie el segundo, a pesar de ser trabajos de cooperativa, se nota la mano de Tweedy en ellos, dejando el sello distintivo Wilco en canciones como “California Stars” y “At my window sad and lonely”.

Publicado originalmente en Serie B Fanzine, diciembre de 2000. 

COMPRAR LIBRO SERIE B FANZINE por 10 pavos.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies